Festival de les arts de l’Eixample – El rey Gurugú

Tangent es un nuevo Festival de artes organizado por el distrito del Eixample de Barcelona durante los meses de junio y julio en los centros cívicos del distrito que os invita a disfrutar de circo, danza, cine o música de forma gratuita. Nosotras visitamos la pasada semana la Casa Elizalde para ver El rey Gurugú.

elreydelguru_5_bx.jpgEl rey del Gurugú es el testigo del drama de la migración visto a través de los ojos de un perro, Marley. Este, adoptado por el Adbul, se va a la montaña del Gurugú, el lugar de paso, la sala de espera del paraíso, donde los migrantes subsaharianos malviven esperando que les llegue la hora de saltar la valla y entrar en Europa. Cuando Marley llega a El pequeño Bamako, el campamento de Abdul, descubre que lo han adoptado para hacer de perro guardián, para que avise de los frecuentes ataques de la policía marroquí. Y entonces se da cuenta que sirve para algo, que es imprescindible, que puede tener un hogar y crear vínculos con este tipo de Ulises del siglo XXI, que se desviven para llegar a la tierra prometida que tanto han soñado.

Un espectáculo de unos 60 minutos aproximadamente que se pudo ver el pasado miércoles en la casa Elizalde de forma gratuïta dentro del Festival de las artes.

Realizado en dos espacios, intenta hacer formar parte al espectador del drama que se vive en la frontera de Melilla simulando ser estos los inmigrantes que llegan para intentar pasar el altísimo entramado que separa África de una ciudad española dentro del continente africano con la ayuda de un perro que nos hará de guía contándonos como todos llegan y acaban abandonándolo con mejor o peor suerte.

Una idea muy buena transformada en monólogo que nos transporta a la desgarradora realidad que se vive en la actualidad tanto en esa como en muchas fronteras pero que en mi opinión en ocasiones se hace el texto algo denso.

Interpretado por David Martinez como único actor puesto que es Marley el que nos introduce al Gurugú y también nos explica algunas historias de los que han pasado por allí, tiene una tarea dificultosa que defiende con solvencia.

En definitiva, una obra interesante quizá no es redonda pero desde luego consigue hacer reflexionar primero porque la realidad de la ficción pasa a un segundo plano cuando solo entrar te dan tu bolsa de posesiones que debes llevar hasta el final y después por la itinerancia del monólogo  el espectador primero se encuentra de pie mientras Marley les da la bienvenida y después pasa a un segundo espacio/ campamento en el cual se sientan en el suelo mientras se inmiscuyen en la historia.

Especialmente bonito el final con fotografías reales.

blog_firma3

*Por cierto, habitualmente molesta que se oiga un móvil en cualquier teatro pero si además en un espacio pequeño aún se potencia más y se hace más evidente que suene dos veces, demuestra muy poco respeto hacia el trabajo de quien actúa y también hacia los demás espectadores. Creo que es algo que se recuerda antes de cada función y no cuesta nada poner en silencio, modo avión o apagar el teléfono.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s