Testimoni de càrrec en el Teatre del Raval

A menudo os hablamos del Teatre del Raval, un espacio pequeño que ofrece propuestas interesantes, de hecho Testigo de cargo es una de las obras de la temporada ya que lleva tiempo prorrogando.


Unknown.jpegLeonard Vole, un hombre joven y atractivo, es acusado del asesinato de la señora French, una rica anciana con quien mantenía una relación amistosa. El presunto móvil del crimen es la posibilidad de heredar los bienes de la difunta. Aunque las pruebas en su contra son abrumadoras, Sir Wilfrid Roberts, un prestigioso abogado criminalista que acaba de sufrir un ataque al corazón, se hace cargo de su defensa.

Testigo de cargo (título original en inglés Witness for the Prosecution) es una película de Billy Wilder, estrenada en 1957 y protagonizada por Charles Laughton, Marlene Dietrich y Tyrone Power.

Es la adaptación de la obra teatral de Agatha Christie estrenada en 1953.
Y como manda la tradición, habla de la obra, pero por favor, no cuentes el final.


Una adaptación teatral de una obra de Agatha Christie, en nuestra opinión muy cinematográfica, que combina suspense y toques de comedia, sencilla pero efectiva.

Con una escenografía austera que representa una sala de juicios y la oficina del abogado y un juego de luces muy efectivo, es la historia (de la que no vamos a dar más detalles) lo que va atrapando al espectador poco a poco.

Un elenco coral en el que destaca por llevar el peso, Jordi Coromina con una interpretación estupenda de Sir Wilfrid, el abogado defensor pero también Muntsa Tur, como Sra Plimsoll, interpretando una enfermera de las de antes, con un rol protector  y un trato infantil hacia su paciente Sir Wilfred, aporta toques de diversión.

Pero lo que realmente la hace un apuesta original, es la participación del público; en cada actuación 8 espectadores inscritos voluntariamente de forma previa y convenientemente caracterizados suben al escenario para interpretar al jurado; por lo que tienen la oportunidad de ver parte de la obra desde el escenario, un punto de vista muy diferente y poco habitual.  

Testigo de cargo es una obra fiel a la película, intrigante pero muy amena para el espectador con un final que vale la pena ver.

Permanecerá en el Teatre del Raval hasta el 26 de junio.

Blog_firma3

Anuncios

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. rocibel dice:

    Una propuesta muy interesante. ¿Formasteis parte del jurado?? 🙂

    Me gusta

    1. 321ocio dice:

      ¡No! la gente que forma parte del jurado tiene que llegar antes y no disponíamos de ese tiempo…

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s